sábado, 11 de junio de 2011

¿SE PRODUCE MÁS FRAUDE A LA SEGURIDAD SOCIAL EN ÉPOCA DE CRISIS O ES MAYOR EL CONTROL SOBRE ÉL?

Con la publicación de la noticia sobre el fraude a la Seguridad Social descubierto por el Gobierno griego, una de las noticias de la semana, desde Bitácoras Togas&Tributos queremos dar un repaso a las cifras sobre este tipo de  fraude en España y las medidas que nuestro Gobierno ha aprobado para combatirlo.


En realidad queríamos escribir un artículo sobre el fraude fiscal, pero no podemos dejar de lado lo que ha ocurrido en Grecia con el descubrimiento del gran fraude a la Seguridad Social. Ya que el gobierno heleno se ha dado cuenta, en plena crisis, que unas 4.500 pensiones de funcionarios eran cobradas en nombre de personas ya fallecidas. Parece ser que las familias no comunicaban sus muertes. El gasto del gobierno griego con el pago de estas pensiones ya había superado los 16 millones de euros.
Pero no queda ahí la cosa, pues según informaciones de prensa se han descubierto también más de 18.000 casos de cobro por desempleo a personas que no tenían derecho a recibirlos. Y para rizar el rizo, están analizando a más de 9.000 pensionistas que superan la edad de 100 años y que siguen cobrando su pensión.

No podemos dejar que se nos asome una sonrisa al leer estos datos, pero la verdad es que supone un grave perjuicio para las arcas de los Estados. El caso de Grecia parece ser excepcional, e incluso exagerado en cuanto a este tipo de fraude, aunque hay que reconocer que en España tampoco está muy intercomunicada la Seguridad Social con el Registro Civil.

Según estudios parece ser que, así como el fraude fiscal sube proporcionalmente en relación al crecimiento económico, cuando las cosas van bien, el fraude a la Seguridad Social es inversamente proporcional, incrementándose en época de crisis. Así, en nuestro país, según los datos de 2010:
"El fraude descubierto a las arcas de la Seguridad Social ascendió a 94 millones de euros en 2010. Un 4,2% más que en el año anterior. La cifra se desprende del balance de actuaciones policiales de la Sección de Investigación de la Seguridad Social (SISS). El agujero en las cuentas públicas corresponde a delitos relacionados con el incumplimiento de cotizaciones al sistema, estafas o falsificaciones de documentos. Los agentes policiales de la SISS abrieron 675 investigaciones que han dado lugar a más de 1.100 personas detenidas o imputadas". (Cincodias.es 10/02/2011)

Para combatirlo, en Marzo de este año, el Consejo de Ministros aprobó un nuevo plan de lucha contra el fraude fiscal, laboral y a la Seguridad Social con el que el Estado espera recaudar más del 0,1% del Producto Interior Bruto (unos mil millones de euros) en 2013 para contribuir a la consolidación de las finanzas públicas, compartiendo las bases de datos disponibles en la Agencia Tributaria, la Tesorería General de la Seguridad Social y la Inspección de Trabajo.

Hay tres modalidades distintas de impagos a la Seguridad Social, referente al mundo empresarial:  
  • Cuando se solicita a la empresa que pague una deuda y ésta la abona (recaudaciones inducidas).
  • Aquellos casos en los que se detecta que la compañía cotiza por sus asalariados menos de lo que debería (actas de liquidación). 
  • Las situaciones en las que los empresarios no presentan los boletines de afiliación de sus empleados, por lo cual, no cotizan nada por ellos.
En época de crisis parece que se disparan estas prácticas ilícitas, aunque también es verdad que, en vacas flacas, la Administración mira con lupa todo aquello que pueda dejar de ingresar en las arcas públicas.

Si queréis profundizar un poco más os dejo las fuentes: